La Integracion Digital Beneficia a la Planta Inteligente

Se Logra Cumplir Con los Objetivos de Seguridad, Medioambiente y Calidad, Gracias a Una Puesta en Marcha Más Rápida de lo Habitual

Share Print Related RSS
Page 1 of 3 « Prev 1 | 2 | 3 View on one page

Autores: Emerson Process Management, Juan Jorge Caceres, Alejandro Erazo, Marco Vidal Cruz, Mauricio Quintana M, Gunars Luks Guzman (Personal de la planta Nueva Aldea de Celulosa Arauco*)

Para ser competitivos en la industria global de la pulpa, los fabricantes de pulpa necesitan contar con plantas de talla mundial, que produzcan pulpa de alta calidad en forma eficaz y confiable. La rentabilidad supone un desafío, debido al aumento en los costos de materiales y en los gastos de transporte y energía. Además, debe protegerse el medioambiente, lo que conlleva normas ambientales cada vez más estrictas.

Celulosa Arauco eligió abordar estos desafíos sin rodeos por medio de la automatización digital y construyó la planta de pulpa inteligente más grande del mundo en Nueva Aldea, Chile, que puede producir 856.000 toneladas de celulosa Kraft secada al aire por año. Esta planta integrada en forma digital alcanzó el 93,8% de la producción planeada por mes a solo seis meses de la puesta en marcha y, desde entonces, funciona a plena capacidad como estaba previsto.

Un factor fundamental para el éxito de la planta es el uso de lo último en tecnología de bus y de arquitectura digital, que contribuyó a lograr una puesta en marcha rápida y continúa brindando diagnóstico predictivo para evitar problemas mucho antes de que ocasionen una parada de planta. "La tecnología de automatización utilizada en este proyecto nos permitió mejorar la seguridad y reducir las emisiones", sostiene Gunars Luks Guzman, Gerente de Planta en Nueva Aldea. "También logramos mantener la producción en los niveles esperados. Me enorgullece haber sido parte de este proyecto".

Celulosa Arauco es una de las empresas forestales más grandes del mundo en cuanto a superficie de plantación y producción de pasta de madera Kraft, madera aserrada y paneles. Cuenta con una capacidad anual combinada de aproximadamente 3.1 millones de toneladas métricas de pulpa Kraft blanqueada y sin blanquear. Con 610.000 hectáreas, es considerada plantación forestal más grande de Chile.

La planta de pulpa actualmente se encuentra en la fase dos del proyecto Nueva Aldea. La fase uno, compuesta de una procesadora de madera que incluye un aserradero y una planta de fabricación de madera contrachapada, entró en funcionamiento a fines de 2004. De los US$1400 millones que cuesta el proyecto, US$150 millones se destinaron a la fase uno, US$800 millones se invirtieron en la planta de pulpa y los restantes US$400, a silvicultura y demás elementos indirectos. La planta incluye dos líneas de fibra, una para pino radiata y otra para eucalipto.

La planta ha brindado muchos puestos de trabajo a una región con alto desempleo. Durante la construcción de la planta de pulpa, trabajaban en el lugar un promedio de 3300 personas. Todo el proyecto dará empleo permanente a 1200 personas, incluidas 200 en la planta de pulpa.

El medioambiente, la seguridad y la calidad son objetivos prioritarios

"Los tres objetivos más importantes de esta planta son la protección del medioambiente, la seguridad de nuestros empleados y la calidad de la producción", afirma Luks. Arauco seleccionó equipos que cumplen con las pautas de la Unión Europea sobre las mejores tecnologías disponibles (BAT), obligatorias para el funcionamiento de las plantas de pulpa en Europa desde septiembre de 2007. La preocupación por la seguridad y el medioambiente también llevó a la empresa a obtener la certificación y auditoría 1SO/IEC 14000 y 18000. Subrayando su compromiso con el medioambiente, fue una de las primeras en realizar tratamientos terciarios de su corriente de agua efluente, que llevan a cabo sólo cinco plantas de pulpa en todo el mundo.

La planta Nueva Aldea también incluye una unidad generadora de energía a partir de biomasa que produce 30.000 kilovatios de electricidad y abastece no sólo a la planta, sino a la red de energía eléctrica local. Se espera que esta unidad reduzca las emisiones de gas invernadero en aproximadamente 2.2 millones de toneladas de dióxido de carbono para el año 2025. El Comité Ejecutivo del Mecanismo de Desarrollo Limpio de las Naciones Unidas ha emitido alrededor de 240.000 toneladas de créditos de reducción de emisiones (CER), que representa la cantidad de CO2 ahorrada por año.

Selección de la tecnología

La estrategia de automatización es de fundamental importancia para la planta Nueva Aldea. La gerencia de la planta seleccionó la arquitectura de planta digital PlantWeb® y el sistema de automatización digital DeltaV™ de Emerson Process Management con el objetivo de lograr seguridad, cumplimiento de normas ambientales, calidad y producción. La capacitación, simulación, puesta en marcha y puesta en servicio se realizaron a través del equipo de trabajo de Emerson y Arauco.

"Se automatizó toda la planta de principio a fin, desde el momento en que se colocan los troncos en la troceadota hasta que sale una bala de pulpa al final del proceso", sostiene Alejandro Erazo, Ingeniero de Proyectos de Sistemas de Control Distribuido para Arauco. "Nuestro objetivo consistió en utilizar la más moderna tecnología en el mercado y hacerlo de la mejor manera posible para que cada etapa del proyecto fuese más sencilla, desde la ingeniería hasta la configuración para la puesta en marcha de la planta".

Page 1 of 3 « Prev 1 | 2 | 3 View on one page
Share Print Reprints Permissions

What are your comments?

Join the discussion today. Login Here.

Comments

No one has commented on this page yet.

RSS feed for comments on this page | RSS feed for all comments